Distorsión

street-light-1760276_1920

Imagen: Pixabay.com

algo esconde las entrañas de los cristales

un misterio que diseca los gritos

allí al otro lado son voces y cuerpos

tras las ventanas son solo sombras

el diálogo muta en monólogo

como una metamorfosis de vino en sangre

en la orografía plana de una fotografía

sucumben las impresiones rebeldes

el olor a sudor ferroso

los gritos pixelados en una mueca

el decálogo de la miseria perpetúa

la anatomía de los cartílagos prisioneros

en telarañas acústicas

la neutralidad de los colores reflejados en la pared de la caverna

danzando como derviches esclavos del miedo

algo esconde el azogue que mutila la realidad

distorsiona los sentidos

anula esta catarsis de sentirse libre

liberado de las cloacas de la mente

Anuncios

7 comentarios en “Distorsión

  1. Me encanta: la intención, la riqueza del vocabulario con palabras escogidas con mimo, el ambiente que creas verso a verso… poesía mucho más allá de las flores, si me permites la expresión.
    Por decirte algo, usaría el singular en el primer verso: “la entraña”, me parece mucho más rotundo. Pero es solo cuestión de apreciaciones, no me lo tengas en cuenta!!!
    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias, Israel.
      Durante la semana preparo el poema, busco el tema, las palabras, imágenes y todas las asociaciones de ideas y recursos, así llego al fin de semana con el collage preparado y con tranquilidad le doy forma. Entre semana no alcanzo a más.
      Tomo nota de tu observación. La verdad que este poema lo he leído solo un par de veces y quizás merezca alguna lectura más. Siempre se agradece estos comentarios que enriquecen los textos.

      Abrazo

      Le gusta a 1 persona

      • Curioso paralelismo con el arte culinario: mirar, escoger, comprar, mientras maduras la receta para después, en el recogimiento de los fogones, dar rienda suelta a los ingredientes, crear, cocinar, probar y especiar, y probar, y al final, al servir, comprobar que gusta y que sacia quién sabe qué emociones, apetitos e inquietudes. No es muy diferente, no, ese arte de darle nuevo sentido a los ingredientes y crear con ellos, sean palabras o condimentos.
        ¿No es poesía la cocina? ¿Es que no alimenta un poema? Nadie mejor que tú puede saberlo: los demás, degustamos.

        Le gusta a 1 persona

      • Existe poesía en la cocina, claro. Los alimentos y nutrientes que necesitamos para una vida sana no solo están en la comida, están también en las manos de quien los elabora.
        Tengo un proyecto literario sobre el tema, esperando el tiempo y la calma necesaria para darle forma. Es bastante diferente a lo que subo en el blog. Se trata de un libro de poemas y cocina para niños, para que se conozca, precisamente, la poesía que hay en la cocina. El libro en catalán se titula “Avui cuinem somnis” (Hoy cocinamos sueños)

        Un abrazo

        Le gusta a 1 persona

  2. Interesante y rico texto, como nos tienes acostumbrados, Xabier. El diálogo con Israel no lo es menos. Por cierto, pensé e algo similar con respecto al primer verso del poema, esa pequeña discrepancia de personas, salvo que yo había pensado el plural en “esconden”. También en el cuarto verso pensé que “en los cristales” quedaba mejor, ya que así se juega más con la tercera y la segunda dimensión.
    ¿Pero quién soy yo para decir eso? No lo sé; ya lo hemos hablado en otro momento y por otro medio, pero aún así me siento como un intruso, como alguien que responde una pregunta que nunca le fue formulada. De todos modos, cuando me lo dicen con respecto a mis propios textos debo reconocer que a veces esas notas son bienvenidas (otras, no; he ahí lo complejo).
    Sea como fuere, el poema está más que bien, así que ya me voy sin decir nada más.

    Un abrazo.

    Me gusta

    • Puede haber una falta de correlación en el primer verso, tengo que hacer una nueva lectura con calma.
      Lo de repetir cristales en el mismo párrafo lo descarté, pese a que tengo tendencia a repetir sustantivos en mis poemas. Hecho que intento corregir, aunque no siempre encuentro los sinónimos adecuados. Para mí, como bien sabes, son siempre bienvenidas las observaciones, siempre se ha de mejorar.
      Gracias como siempre por tus comentarios.

      Un abrazo

      Le gusta a 1 persona

      • Oh… a ver… Yo me refería a que el cuarto verso: “tras las ventanas son solo sombras” lo leí así: “en las ventanas son solo sombras”.
        Me pareció que así se reforzaba la idea de que las personas (en tres dimensiones) del interior se veían como sombras (dos dimensiones) en el cristal. Eso es todo.
        ¡No me hagas caso!

        Eso sí, acepta mi abrazo.

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s