Letanía

 

 

 

20151012_090943~2#1

Santa Perpètua de Gaià, fotografía de Xabier Novella

 

Yo ando solitario en este pequeño rincón del mundo. Entre paredes de silencios. Afuera hay gente que muere, que está muriendo, como el día de las voces ahogadas… Tú vagas por mi mente. Tu voz resuena en mi corazón como una letanía de suspiros. Cuando las noches son espejos donde el amor busca refugio, mi voz recorre los caminos del viento… Yo ando solitario como la espuma del mar en lo más alto de una ola, susurrando voces como letanías de muertes prematuras, de almas indefensas, en este pequeño rincón del mundo. Tú galopas por mis sueños, tu voz como una antorcha que difumina las sombras recorre mi silencio de paredes ausentes, sólo sé tu nombre, mientras presiento la voz que habrá de surgir de las laringes silenciadas.

Del libro: “Las voces que el viento atrapó en sus manos”

Anuncios

9 comentarios en “Letanía

  1. Son muy importantes los sueños para ti, ¿verdad?. Es una imagen que repites mucho. A mí lo onírico me fascina así que supongo que por eso encuentro refugio en tus poemas y relatos.

    Le gusta a 1 persona

    • Sí. Son importantes, el subconsciente es un almacén de todas nuestras experiencias y los sueños forman parte de su expresión. Aunque no siempre se capten en su hondo significado.
      Casi que da para escribir una entrada en el blog.

      Un abrazo

      Le gusta a 1 persona

      • Jajaja… si me das un” empujoncito” después no sé quién me pondrá el freno…
        Gracias. Lo pongo en lista de espera. Le debo un poema a Borgeano sobre el tema “animales poéticos”, que lo tengo en la cabeza. Y un cuento a Guadalupe… desde agosto…
        se me va acumulando faena!

        Un abrazo

        Le gusta a 1 persona

  2. Voy a repetir, casi, el comentario anterior. Me quedo, primero, con las dos primeras líneas: “Yo ando solitario en este pequeño rincón del mundo. Entre paredes de silencios. Afuera hay gente que muere, que está muriendo, como el día de las voces ahogadas… Tú vagas por mi mente”. Tú, por un lado; el afuera con todo el dolor y el sinsentido del mundo (dualidad) y en medio, otra vez la imagen compartida: “Entre paredes de silencio”. Eso me pareció magnífico. Esas dos oraciones enmarcando a la otra, más breve, es casi una muestra visual de lo que nos expresas con el sentido de las palabras.
    He leído, claro está, los comentarios y debo reconocer que prefiero las pesadillas a los sueños (prefiero, también, la noche y la luna al sol; prefiero la oscuridad, de allí que suelo acostarme entre las 3 y las 4 de la mañana). En ese libro del que te hable hay un breve poema que termina diciendo “Nada más íntimo que una pesadilla”. En fin, seguiré viendo qué otras cosas tenemos en común. Y por cierto: no me debes nada, sólo es un cruce de ideas que enriquece nuestro mundillo de letras y creatividad, lo cual no es poca cosa. Pero deudas, no, nada de eso.

    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    • Sueños y pesadillas. Y sueños recurrentes que sin ser pesadillas acaban siéndolo. Yo ando solitario en ese pequeño rincón del mundo… con mi mochila de sueños en la espalda, tratando de comprender tanto sin sentido…
      Lo de la deuda es una forma de hablar, en realidad me quedó la necesidad de darle una forma más poética a aquel comentario. Entonces es más bien una “deuda” conmigo mismo.

      Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s